miércoles, 11 de febrero de 2015

Macondo está en Etiopía


Cada vez que me encuentro con esta foto, hecha en el verano del 2009, al vuelo, cuando entrábamos en la ciudad de Axum, me viene a la cabeza la imagen que, a fuerza de lecturas, me fui haciendo de como es el Macondo en el que Gabriel García Márquez sitúa sus historias. No será así, claro; para cada lector aquel paisaje húmedo y algo opresivo creado por el escritor colombiano será diferente. Pero esta plaza central de Axum, la ciudad de la Reina de Saba, del Arca de la Alianza, de las estelas funerarias gigantescas, con su ficus gigante bajo el que unos sestean y otros juegan al futbolín, flanqueada por soportales y casas de colores, me lleva a pensar en el lugar por el que se mueve y muere asesinado Siantiago Nasar en Crónica de una muerte anunciada, novela que, por cierto, no se desarrolla en Macondo.