miércoles, 15 de abril de 2009

Una reflexión sobre las ayudas a África

El periódico de información económica La Gaceta de los Negocios publica en su edición de hoy un reportaje titulado Auxilios que matan. No profundiza en las posibles soluciones (si acaso las enuncia), pero se suma a la corriente de opinión que viene a decir que el modelo de cooperacón actual no sirve para sacar a África de la pobreza.

5 comentarios:

Fátima. Mamá adoptiva en Costa de Marfil dijo...

Soy de las que opino que los gobiernos se aprovechan de la tarea de muchas ongs y proyectos de cooperación para eludir sus propias resonsabilidades como gobernantes. Muchas de las acciones que llevan a cabo las Ongs tendrían que ser asumidas por los gobiernos del llamado primer mundo, y destinadas a los llamados tercer y cuarto mundo.
Bicos
Fátima

emma dijo...

No he leído el artículo pero lo haré. Creo que muchas de las ayudas están pensadas desde nuestra perspectiva, sin preguntar qué es lo que realmente necesitan. Me provocan rabia los proyectos unicamente dirigidos al desarrollo que no tienen en cuenta la particular situación de unas gentes que no tienen nada que echarse a la boca, y quienes reniegan de lo asistencial, porque podemos llevar material escolar (que es importante),por ejemplo, a una escuela perdida de Etiopía, pero si esos niños no tienen nada que comer...cómo estudiar? Ambas ayudas, asistenciales y de desarrollo, tendrían que ir de la mano. Es duro pasear por las calles de Addís(como relatais en vuestro enlace) y sentirse impotente ante el hambre, pero más dura es la situación del que mendiga porque no tiene otra opción. Mendiga para comer. Lo demás en su dia a dia es secundario. Eso es hambre. Vosotros comprasteis plátanos a aquellos chicos ("proyecto asistencial"), si le hubierais dado la "caña para pescar" como dice el refrán japonés, esos chicos no hubieran comido ese dia, por tanto fuisteis al grano, a lo prioritario en ese momento y lo que cualquiera haría.
Una situación muy difícil. En definitiva, estoy de acuerdo con el padre Olarán, que lleva muchos años en Etiopia: no interesa acabar con el hambre.
Bueno, perdonad el rollo y la susceptibilidad
un saludo

Ankami dijo...

@Fátima. Este es un debate muy interesante y que da para mucho. Es cierto que muchos Gobiernos aprovechan las ayudas al desarrollo para encubrir su inacción cuando no un enriquecimiento con un dinero de ida y vuelta: puede acabar en cuentas corrientes de alguno de los países de los que salio.
Este domungo publicó el país el avance de uin libro que se titula Guerra en el Club de la Miseria que aborda estos temas y el autor llega a decir lo que apuntas tu: que muchas de las acciones deberían ser llevadas a cabo directamente por la comunidad internacional. Pero ahí entramos en otro debate: ¿dónde queda la soberanía de los receptores? ¿es nuevo colonilismo? Como digo, muy complejo. Pero desde luego, el modelo actual parace que ha fracasado. En enlace al artículo es este
http://www.elpais.com/articulo/reportajes/Guerra/club/miseria/elpepusocdmg/20090412elpdmgrep_6/Tes

@Emma. En la entrevista que publicamos hace unos días con Mayte Pérez Baez, la autora de Ángeles de Wukro, ella lo expresaba muy gráficamente. "podemos halar de desarrollo sostenible después de haber comido".
En un post de hace tiempo, hablábamos de algo parecdo a propósito del debate sobre la adopción internacional. Y decíamos: claro que es mejor que los niños se creen en el medio en el que han nacido, claro que deben crecer con sus padres y en su entorno. Pero sencillamente muchas veces, como sabemos por experiencia, eso no es posible. ¿Y mientras que hacemos? Por eso, como dices, Emma, hay que llevarles libros y montarles escuelas, claro que sí, es esencial, pero no podemos cerrar los ojos a las necesidades más perentorias y urgentes.
Muchas gracias a las dos.

Anónimo dijo...

No food, no life... no water, no life... there´s no theoretical discussion when you are in Addis in front of a four years old girl that tries desesperately to sell some poor gitfs or sweets to earn 5 birr just to go on one more day in hell.

Then i don´t care about Govs., i don´t care about ONG´s, most of them sinking under they own burocracy... what they can do and what they do is not my business... what i can and what i do it certainly is.

Indy.

Anónimo dijo...

Es un asunto complejo. Porque por desgracia tambien hay gente amoral ( a los que no le suele faltar nada) en los paises necesitados que viven de robar el dinero a los destinatarios de la ayuda humanitaria sin ningun tipo de remordimiento.
Desde luego la solucion no somos las ONGs, nosotras ponemos parches. La solucion ( si la hay) es muchisimo mas compleja y no depende del ciudadano de a pie. Pero mientras llega, que bueno es ver por ej que una comunidad de niños crecen sanos , felices y educados, o que unas mujeres sin futuro aparente y con un pasado tragico aprenden un empleo para poder ser autosuficientes. Un grano de arena en el desierto, pero un grano al fin y al cabo...y la verdad es que cuando los rostros dejan de ser anonimos te parece menos granito de arena.
Saludos
Victoria